viernes, 13 de marzo de 2015

Dime cuál es tu piel y te diré cuál es tu exfoliante




Mucho oímos hablar de exfoliantes y parece que estamos perdiendo el tiempo si no los probamos todos, pero,… todos los exfoliantes son para nuestra piel??? Mucho me temo que no y eso es lo que vamos a ver hoy.

En la entrada anterior vimos qué son los exfoliantes y por qué son tan importantes para nuestra rutina de belleza (te recomiendo que le eches un vistazo antes de seguir leyendo para enterarte bien de todo, créeme, merece la pena). Hoy tal y como os digo vamos a ver cuál es el exfoliante perfecto para vuestra piel, como utilizarlo correctamente y cada cuanto tiempo ;)




Hay cientos de exfoliantes en el mercado, (tal vez miles!!!) pero no todos le irán bien a nuestra piel, y el porqué es muy sencillo. Como dijimos en el post anterior que acertemos o no, dependerá en gran medida de dos factores principales (aunque hay más):

1) si exfoliamos nuestro rostro o nuestro cuerpo,
2) nuestro tipo de piel.


Hay otros factores, como por ejemplo si una mujer está embarazada, ya que en ese estado la piel es muchísimo más sensible y reactiva y puede irritarle un exfoliante que antes le iba de maravilla.

Vamos a ver los principales con detalle, os parece???


Exfoliante facial o corporal??? 

Personalmente yo no me exfoliaría la piel del rostro o de los labios como lo mismo que utilizo para exfoliarme los talones. Es muy importante ser consciente de la sensibilidad de cada zona de nuestro cuerpo y de que zonas tienen la piel más fina y delicada y cómo hay que tratarlas.

  • La parte interior de los muslos, busto, escote, cuello, rostro, labios y párpados tienen una piel especialmente fina y sensible que hay que mimar más y exfoliar con muchísimo cuidado. 

  • La planta del pié, talones, rodillas, codos,… tienen la piel más gruesa y resistente y permiten (y necesitan) una exfoliación más intensa e insistente.

Ahora bien, si nuestro exfoliante es un producto natural y respetuoso con la piel fina y sensible, y si somos suaves a la hora de aplicarlo, podría valernos tanto para exfoliar nuestro rostro como el resto del cuerpo. Únicamente deberemos ser más insistentes con las zonas de piel más gruesa.

Recordad que mejor pecar de suave y así evitar que nuestra piel se irrite y que eliminemos la capa protectora de la piel por un mal uso.


Qué exfoliantes recomendamos y cómo se usan???


En nuestro caso, vamos a ver (y a recomendar) dentro de los 4 tipos de exfoliantes que vimos en la entrada anterior, fundamentalmente el mecánico, el enzimático y el gommage, y que evitaremos utilizar el químico (cuestión de principios y de coherencia con la cosmética orgánica en la que evitamos los químicos sintéticos).


Exfoliantes mecánicos: aquellos cuyos gránulos arrastran las impurezas y células muertas de la superficie de nuestra piel, gracias a gránulos pequeñísimos.

  • Exfoliante de Oliva BIO de Matarrania: con huesos de oliva, aceite de oliva, de almendras dulces, aceite esencial de menta y de eucalipto (todo bio). Perfecto para uso facial y corporal. Gracias a que en su composición tiene aceite de oliva, menta y eucalipto orgánicos, podemos aplicar directamente sobre la piel utilizando su aplicador de algodón!!!  Después aclaramos con agua para retirarlo. La piel queda súper-suave, hidratada y fresca!!! Por experiencia mejor utilizar poco producto ;)


  • Exfoliante Fitoactivo de Yipsophilia: con raíz de Iris silvestre y bio. Un polvo finísimo y delicado que exfolia en profundidad, ayudando a eliminar todas las impurezas y pieles muertas de la epidermis. Es recomendable mezclarlo con agua, savias o aceite facial bio. Uso facial y corporal: en mi caso yo lo mezclo con Leche Virginal para aplicarlo sobre el rostro y con el aceite corporal de Aguacate y Romero, si lo aplico sobre el cuerpo, para estimular la nutrición celular y combatir las dichosas estrías y piel de naranja en 1 solo paso!!! Un bombazo!!!


  • Jabón Exfoliante de Naranja & Ginseng de John Masters Organics: Exfoliante corporal con finas partículas que te ayudarás a deshacerte de las pieles, toxinas, impurezas,… revitalizando y refrescando tu piel gracias al efecto del ginseng y a la cáscara de lima. Es mucho más suave de lo que te puedas imaginar!!! Olvídate de las pastillas de jabón exfoliantes que te arañan las piernas!!! Este jabón te mimará como tú te mereces!!!

  • Activ'Peel de Phyt's: Dentro de los exfoliantes mecánicos y delicados, nos encontramos este gel exfoliante a base de polvo de bambú, pomelo y limón, que ayudará a deshacerse de las impurezas, a afinar los poros y a refrescar la piel con sus ingredientes cítricos!!! Uso facial. A pesar de los gránulos, es muy delicado.



Exfoliantes enzimáticos:

  • Mascarilla Peeling "PEEL MASK" de Mádara Cosmetics: Esto es una sorpresa y una novedad en la tienda!!! Queríamos ofreceros las ventajas de un buen exfoliante enzimático y este es simplemente perfecto!!! Tal y como os contamos en el post anterior, en el caso de los enzimáticos, el efecto exfoliante la realizan principalmente, los ácidos frutales y el ácido láctico. Facial: El uso correcto es aplicarlo sobre la piel limpia como una mascarilla y dejarla actuar entre 15 minutos y 30 minutos en función de nuestro tipo de piel (que veremos ahora también).  Después aclarar con agua. Podemos experimentar un ligero picor (que es totalmente normal) por la acción de los ácidos sobre la piel. Las que tengáis una extrema sensibilidad mejor optar por otro tipo de exfoliación, como la Gommage.




Exfoliantes Gommage:

  • Crema Exfoliante Gommage Contact+ de Phyt's: Uso facial. Crema exfoliante delicada como ninguna, suave y respetuosa con la piel más fina, sensible y reactiva. De textura cremosa, aplicamos una fina capa sobre la piel y la dejamos actual un minuto. Después mediante un suave masaje en círculos desde el interior hacia el exterior y en sentido ascendente, vamos eliminando el exfoliante, aquí es donde notaremos las minúsculas células vegetales haciendo su trabajo. Finalmente aclaramos con agua. Piel perfecta, renovada y con un olor que es una maravilla!!! Y lo más delicado del mundo!!!




Ojo, que no se te olvide!!!


  1. Aplicar el exfoliante sobre la piel limpia y húmeda. Ayudará a que se adhiera el exfoliante!!!
  2. Masajear en círculos de dentro hacia afuera y en sentido ascendente para favorecer la eliminación de las toxinas e impurezas. (Para los exfoliantes mecánicos y gommage).
  3. Aclarar con agua tibia y secar la piel suavemente a toquecitos (nada de restregar la toalla!!!)
  4. No exfoliar tu piel si te has quemado tomando el sol, ni después de haberte depilado. Deja pasar al menos 24h para evitar irritaciones.
  5. Mejor exfoliar a última hora del día, cuando ya no vamos a salir a ninguna parte, estamos relajaditas en casa y a nuestra piel le espere un descanso reparador (y nunca mejor dicho).
  6. Después de la exfoliación (tanto la del rostro como la del cuerpo) hidrata y nutre a tope!!! Es en este momento cuando la piel está más vulnerable a la sequedad y además es cuando mejor nos va a penetrar un cosmético y va a ser más efectivo. Perfecto para una mascarilla nutritiva y regenerante.
  7. Después de una exfoliación, es normal que nuestra piel esté un poquito más roja. Esto es porque hemos eliminado la capa más superficial de células muertas dejando al descubierto otra capa de piel más jóven, fresca y mejor oxigenada. Además gracias al masaje hemos estimulado la circulación sanguínea y con ello la nutrición de la piel.

Dime cuál es tu tipo de piel y te diré cuál es tu exfoliante.

Una persona con una piel grasa, puntos negros, tendencia al tener acné y poros visiblemente dilatados, no utilizará el mismo exfoliante que otra que tiene la piel fina, madura, desvitalizada, sensible y reactiva. Es así de simple, no os parece???!!!

Cada piel tiene sus características, sus necesidades y sus cuidados concretos.



Imagen

Piel normal:


Tienes la suerte de tener una piel normal (olé!!!) con un nivel de hidratación natural  y un grosor de piel óptimos. Los poros de la piel son pequeños y no suelen aparecer abiertos, ni tampoco presenta sensibilidad, por lo que puedes utilizar el exfoliante que quieras:

  • mecánicos: 1 vez a la semana.
  • enzimáticos: 1 vez a la semana.
  • gommage: 1 o 2 veces por semana, de 5 a 10 minutos.

Cualquiera de ellos te irá de maravilla!!! Sólo recuerda insistir en las zonas con piel más gruesa y reseca.


Piel mixta / grasa:


Por norma general, el exceso y desequilibio en la producción de sebo de la piel y la frecuente formación de granitos, comedones y puntos negros hacen a estas pieles las grandes aficionadas a los exfoliantes.

Y no es para menos!!! Aunque como todo en esta vida hay que utilizarlo en su justa medida: 2 veces por semana aproximadamente. Si tu piel es mixta/grasa pero además presenta mucha sensibilidad o áreas especialmente secas, exfolia más suavemente y presta mucha atención a como reacciona tu piel para encontrar el exfoliante más adecuando.

Los exfoliantes más indicados para estas pieles:

  • mecánicos, gracias a su alta capacidad para remover impurezas y células muertas, utilízalos 2 veces por semana.
  • enzimáticos: geniales!!! 2 veces por semana y con una permanencia de entre 5 y 10 minutos. 


Piel seca / fina: 


Las pieles secas y finas, con tendencia a tener descamación y arrugas necesitan igualmente una buena exfoliación. Eso sí, en este caso elegiremos aquellos que sean más finos, delicados y respetuosos y por supuesto tendremos mucho cuidado con no caer en la tentación de "restregar y frotar" el exfoliante. Es una piel fina que notará enseguida la agresión. Mucho mimo señoritas!!!

  • mecánicos: cualquiera de los que podéis encontrar en Eywanatura son adecuados para pieles secas y finas. Ayudarán a libraros tanto de las impurezas como de esa capa de células muertas más opaca que hace que vuestra piel se vea más gris y desvitalizada y estimulará la regeneración celular, la nutrición y la luminosidad!!! Eso si, utilizaremos el exfoliante 1 vez cada semana o cada 15 días (en función de la sensibilidad) y de una manera muy suave. UN TRUCO: Si lo combinamos con aceite facial de buena calidad en lugar de con agua, muchísimo mejor!!!
  • enzimáticos: los ácidos frutales son ideales para estas pieles pero como son pieles finas y secas, la reacción puede ser más fuerte, por eso, recomendamos utilizarlos de 1 a 2 veces a la semana pero reduciendo el tiempo de permanencia de la mascarilla o peeling enzimático, en este caso, de 3 a 5 minutos cada vez.


Piel sensible / reactiva / atópica:


Muy importante: La pieles sensibles y extremadamente delicadas debéis evitar los exfoliantes enzimáticos por mucho que os apetezcan los aroma afrutados ya que los ácidos naturales de las frutas pueden irritar vuestra piel y causar reacciones y/o lesiones desagradables.

Recomendación:

  • mecánicos: sólo aquellos que sean ultra finos y que estén combinados con aceites faciales especiales para piel sensible, (como por ejemplo el Exfoliante Fitoactivo combinado con el Aceite facial Regenerante de Yipsophilia). Ante la duda, si tu piel es ultra-sensible mejor al exfoliante siguiente para quedarte más tranquila.
  • gommage: si tu sensibilidad y reactividad es extrema personalmente no te recomendaría nada más que esta exfoliante que es increíblemente suave y delicada, la Crema Exfoliante Gommage Contact + de Phyt's. Si tu piel no tolera esta exfoliante mucho me temo que muy pocas o ninguna tolerará.


Espero que os haya gustado este post, que os haya parecido útil y que os haya aclarado muchas dudas de esas que siempre tenemos cuando queremos incluir un exfoliante en nuestra rutina. Son una joya, un gran aliado para nuestra piel y merece mucho la pena hacerles un hueco en el neceser!!!

Qué exfoliante os gusta más???
Cuál utilizáis más frecuentemente???
Conocéis nuestras recomendaciones??? Qué os parecen???
Vuestras opiniones y experiencias, como siempre son oro y nos encantará conocerlas!!!
;)


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...